FITBIT BLAZE: “MUCHO MÁS QUE UN RELOJ”

El Fitbit Blaze, puede que para muchos sea el mejor “cuantificador” que existe en el mercado. Sin duda que brilla como el mejor de los smartwatch, pero es mucho más que eso. En una semana se transformó casi en un amigo.

Desde el momento en que me aviso con un expresivo: “Espabila” que estaba mucho rato sin moverme, el nuevo Fitbit Blaze™ se transformó en un buen amigo en una semana en que me propuse seguir con mis clásicas rutinas individuales donde pienso en un “verano sin polera” pero en esta ocasión con un cuantificador en mi muñeca.

Muchos, discutirán respecto al placebo que significa tener un dispositivos de estas características versus na imperiosa necesidad de emprender una rutina de ejercicios controlados por un “reloj”, pero yo creo en mucho más que eso.

El Fitbit Blaze intentó de muy buena manera adentrarse en el popular mundo de los smartwatches con la observación de que si me pidieran alguna recomendación yo diría que a ojos cerrados se hagan de uno.

Sin duda que es mucho más que un simple reloj de pulsera, los expertos hablarían de un módulo cuantificador, apoyado con una hermosa y futurista pantalla táctil que se funde perfectamente entre su paleta de colores negros, marco metálico de grises suaves, con una cómoda correa. Perfectamente pasa por un reloj de vestir.

Si pensamos en la primera utilidad, podemos decir que el Fitbit Blaze es un tremendo apoyo para quienes realizamos diariamente una rutina de diferentes ejercicios (bicicleta, elípticos, de pesas, running y cardiovasculares).

El Fitbit Blaze es muchos más que un simple reloj que se puede mimitizar como de “vestir”, para mí, es un reloj ultra deportivo, para quienes gozan del gimnasio, de una vida sana y también de la vida social.

Y claro, si lo primero que me dijeron mis amigos cuando lo vieron fue: “Ohhh, el manso reloj Renato” para inmediatamente venir las preguntas de rigor. ¿Te lo prestaron? ¿Está increíble? ¿Préstamelo?

LA PANTALLA

Si hablamos de la pantalla, podemos señalar que es bella, simple, con una hermosa combinación de 16 colores en una táctil OLED de 1,25 pulgadas con tres pulsores en sus partes laterales.

Una de las buenas cosas del Blaze es que la pantalla es muy cómoda de ver y no está encendida en todo momento, salvo cuando se hace el clásico movimiento de mirar el dispositivo.

La autonomía del Baze es potente, pues la batería que integra nutre perfectamente la autonomía alrededor de 5 días, lo que sin duda entrega una comodidad totalen la muñeca, además de en la utilización que se le dé.

Respecto al grosor del diseño, este es ancho en la parte inferior del Blaze, lo que obliga a pensar que el sensor del pulso cardiaco es fiable respecto a su medición. Heredado del Charhe HR, no me molestó en absoluto considerando que mmi muñeca no es de grandes dimensiones.

El soporte está fabricado en acero cepillado y a él se sujetan las pulseras con un sistema de extracción rápida, algo muy de moda, pero que seguro que muchos de nosotros utilizamos muy de vez en cuando.

LAS FUNCIONES DEL FITBIT BLAZE

La experiencia por cuantificar datos y resultados es sin duda el gran pensar de la compañía creadora del Blaze. El wearable de Fitbit integra una serie de funciones muy completa que, además, llega acompañada de una aplicación que permite una fácil visualización en tiempo real.

Blaze tiene un menú donde se puede bavegar fácilmente deslizando el dedo por la pantalla o con los botones físicos, confirmando que es más cómodo el uso de la pantalla, ya que lo hace utilizable y amigable como un celular de última generación.

Estas pantallas de reloj, carátulas o temas de reloj son activas y como usuario puedes interactuar con ellos, el modo pop permite hacer tap en pantalla y ver numéricamente los pasos dados, pulsaciones por minuto y calorías gastadas. El modo zona, cambia el fondo de color según el número de pulsaciones y el modo original permite cambiar el valor numérico inferior para ver cualquier valor de los que registra el smartwatch.

Uno de los valores añadidos frente a la generación anterior de productos es FitStar que no es más que un asistente de planes de entrenamiento que te recomienda distintas rutinas para mantenerte en forma (calentamiento, 7 minutos, 10 minutos de abdominales). Cabe destacar que la presentación en pantalla es bastante gráfica y descriptiva.

En resumen , el Fitbit Blaze posee las siguientes funciones: seguimiento de los pasos que damos, las calorías que quemamos, las escaleras que subes, el tiempo activo, ritmo cardiaco y pulsaciones en reposo y el tiempo y la calidad del sueño.

FUNCIONES, FIABILIDAD Y PRECISIÓN

Las funciones prometidas por el FitBit Blaze son variadas, muy interesantes y dignas de analizar. Una de las más interesantes tiene que ver con la cuantificadora de pasos y del sueño, cuestión que me dejó gratamente sorprendido por su confiabilidad, fácil análisis y notable de su registro.

Partiendo por el monitoreo de la semana de sueño, puedo comentar que fue bastante precisa, donde registro varias instancias en las que me desperté a medianoche producto de ruidos nocturnos.

Incluso, debo señalar que la primera noche, no dormí mucho producto de una reunión social la que sin duda me registró los números en esa jornada. Si bien el Blaze ofrece datos mínimos respecto a las horas de sueño que se tienen, se puede ver periodos en los que estamos inquietos, con molestias o de frentón despiertos.

Respecto a los seguimientos en cuanto a mis ejercicios (motivo esencial por el que solicité un dispositivo) puedo decir que el Blaze ofrece diferentes perfiles: Correr, correr en cinta, bicicleta, pesas, elíptica y ejercicios en general.

Sopresa me causó al darme cuenta que el Blaze reconoció automáticamente el tipo de ejercicio que estaba desarrollando, asimismo, el monitoereo fue estricto, de fácil entendimiento y con datos fidedignos. En ese sentido, muy bien por el Fitbit Blaze.

El modo Correr o Bici hacen uso del GPS del móvil con el que se sincroniza FitBit Blaze para ofrecer la distancia recorrida. Son los modos más completos de seguimiento ya que también monitoriza el ritmo o cadencia de zancadas.

Si vas a correr con el reloj pero sin el móvil (ergo sin los datos obtenidos del GPS del mismo) la distancia no es tan precisa ya que se estima según el número de pasos que das y la medida estándar de una zancada. En nuestras pruebas, dicha estimación ha resultado ser algo más positiva de lo que debería haber sido, seré paticorto según Fitbit.

FITBIT BLAZE, LA OPINIÓN FINAL

Después de una prueba de una semana del Fitbit Blaze me quedan claros varios puntos. El diseño, es muy bonito, sobrio, distinguido, deportivo y lo principal, muy funcional para un deportista diario. Otro de los aspectos positivos tiene que ver con su peso, ya que si estás acostumbrado a llevar una pulsera cuantificadora, la diferencia de peso es muy poca y prácticamente ni lo notarás.

Si tenemos que ponerle algún pero al Blaze, recuperamos los descritos anteriormente: poca personalización en la parte de reloj y cuantificación de pulso algo aleatoria en entrenamientos de alta intensidad. Esto lo digo a título personal, pues lo pensé en el momento de estar utilizando el dispositivo.

Asimismo, tenemos una larga lista de puntos positivos: aplicación Fitbit y todo el ecosistema que le rodea, medición de pulso constante, detección automática del tipo de actividad deportiva que realizas, la precisión general del mismo y por último, su autonomía.

Según hemos ido viendo los apartados hemos querido ir guiándote para ver si Fitbit Blaze es para ti. Como recomendación final, y por si aún alguien no se ha decidido, nos parece un cuantificador avanzado con una pantalla de tamaño adecuado para la visualización de datos. Si buscas un equilibrio que se incline más hacia la balanza smartwatch quizá Fitbit Blaze no sea tu dispositivo, lo que sí puedo recomendar es que busques la experiencia Blaze, pues de seguro le va a encantar.

Especificaciones

Fitbit Blaze

Pantalla ·         Pantalla táctil

·         16 colores 1,25 pulgadas

Dimensiones
Sensores y componentes ·         Acelerómetro de 3 ejes

·         Monitor de ritmo cardíaco óptico

·         Altímetro

·         Sensor de luz ambiental

·         Motor de vibración

Memoria ·         Monitoriza 7 días de datos de movimiento con detalle, minuto a minuto

·         Monitoriza los totales diarios de los últimos 30 días

·         Guarda datos sobre el ritmo cardíaco a intervalos de un segundo durante la monitorización del ejercicio y a intervalos de cinco segundos el resto del tiempo

Conectividad ·         Receptor de radio: Bluetooth 4.0

·         Rango: 6 metros

Se sincroniza de forma automática e inalámbrica con ordenadores y más de 200 de los principales dispositivos iOS, Android y Windows

Resistencia al agua ·         Fitbit Blaze es resistente al sudor, la lluvia y las salpicaduras
Autonomía ·         Hasta 5 días

·         Tipo: polímero de litio

·         Tiempo de carga: de una a dos horas

Precio
  • 189.900