“Chile alcanzó un nivel importante en la digitalización de la salud”

Soledad Muñoz López, Jefa del Departamento de Gestión Sectorial de TIC del Ministerio de Salud (Minsal), repasa los avances en materia de digitalización, la agenda digital 2020 y la estrategia que incorpora las tecnologías de información en todo el sector público.

SANTIAGO DE CHILE, JUNIO DE 2017.- Es Ingeniera Civil Industrial experta en gestión estratégica de negocios y procesos con Tecnologías de Información y Comunicación y Jefa del Departamento de Gestión Sectorial de TIC del Ministerio de Salud (Minsal), señaló que “contamos con muchas iniciativas y proyectos que han tenido avances y que, directa o indirectamente, generan beneficios para los usuarios. Y agregó: “tenemos logros en telemedicina, con estrategias que poco a poco permiten aumentar la resolutividad en la atención primaria, considerando que desde el 2005 se han realizado más de un millón de teleasistencias médicas e informes de exámenes por esta vía”.

La prueba es que, en la línea de la salud digital, los principales avances obtenidos se observan en el nivel de informatización que existe hoy en la red pública asistencial, donde el 80% de los establecimientos de atención primaria cuenta con algún tipo de registro clínico electrónico, mientras que en los hospitales la cifra es de un 55%.

Con el fin de seguir fortaleciendo la salud digital en el país, la Agenda Digital 2020 del Gobierno de Chile (la cual está conformada por 60 medidas, y seis de ellas que apuntan al fortalecimiento de los sistemas de información del sector salud) tiene como principal objetivo contar con fichas clínicas electrónicas en todos los establecimientos públicos de salud de aquí a 2020, y se espera que los antecedentes clínicos de cada paciente estén digitalizados; asegurando con ello la continuidad de la atención entre diferentes niveles asistenciales y mejorando la calidad de la información para la toma de decisiones clínicas.

Además, es importante señalar que otras medidas están relacionadas con la vigilancia en salud pública y alertas sanitarias, gestión de emergencias y desastres, un plan de mejoramiento de la plataforma tecnológica del Fondo Nacional de Salud (FONASA) y un sistema integral de información y atención ciudadana. “Todas las medidas buscan mejorar las atenciones de salud a través del uso de tecnologías de información bajo la premisa de que esto puede contribuir significativamente a mejorar la calidad de vida de las personas”, señaló Muñoz.

Por su parte, la propuesta digital impulsada por el Minsal en los centros de salud públicos, también entrega beneficios sustanciales en cuanto a la reducción del uso del papel en los procesos de la implementación de plataformas informáticas, y se espera que en el futuro los establecimientos logren desarrollarse sin papel. Sin perder de vista que lo más importante es resguardar la información y que se encuentre disponible para dar continuidad al proceso de atención al usuario.

“La digitalización de la salud busca disminuir el margen de errores en diagnósticos médicos, recetas y trámites administrativos, además de aumentar la seguridad en la atención del paciente”, señaló Muñoz y agregó que “los sistemas de información son una herramienta clave ya que, por un lado, permiten la trazabilidad de las acciones clínicas y que los datos sean recuperables para identificar fallas y oportunidades de mejora en el proceso asistencial. Por otro lado, también facilitan la introducción de protocolos o procedimientos de trabajo de acuerdo con los estándares de calidad que exige la Superintendencia de Salud para la acreditación de establecimientos”.

La Jefa del Departamento de Gestión Sectorial de TIC del Minsal, manifestó que en la actualidad el historial de un paciente puede estar disponible para cualquier prestador que intervenga en su atención clínica, no necesariamente un único centro de salud, ya que la Ley de Derechos y Deberes de los Pacientes autoriza a que los equipos que son parte del cuidado accedan a esa información, bajo estándares de seguridad y confidencialidad, justamente para resguardar la continuidad de la atención.

Para concluir, indicó que Chile alcanzó un nivel de digitalización de la salud importante en los últimos años, especialmente en lo que se refiere a implementación del registro clínico electrónico, el cual sin duda se debe seguir profundizando. Destacó también que, a nivel internacional, el país presenta importantes avances en el desarrollo e implementación de terminologías. “Otro elemento diferenciador son las tecnologías habilitantes, puesto que la red de comunicaciones Minsal es la tercera red de telecomunicaciones más grande en Latinoamérica”.